El lienzo de mi piel

El cuerpo es el soporte de la historia de nuestra vida, en él está lo que somos, lo que hemos vivido. Como en una pintura, como en un cuadro, como en un mapa, sobre él dibujamos de muy diferentes maneras el mapa del lugar del que venimos, escribimos el nombre de los dioses que adoramos, de las personas que queremos. Esta es la idea central del tatuaje, el motor del body art, la esencia de toda la actuación que sobre el cuerpo real o el cuerpo representado se realiza. (Oliveros 2000:18)

Alguna vez entre mis pasiones soñé con los cuerpos pintados y en ser pintada por el ser amado, este imaginario se convirtió en obsesión y construyó el ambiente adecuado para que cuando aquel instante llegase, la pintura se convierta en algo secundario. La experiencia del dolor se transmutó de lo físico a lo emocional, la pintura hecha por otro se convirtió en una auto pintura como ejercicio de reconocimiento y las fotografías que fueron las únicas huellas de aquel momento no fueron vistas. Ni las fotos, ni las intenciones fueron recibidas solo me quedó la experiencia de haberlo hecho por y para mí misma.

Anuncios

Un comentario

  1. pintando un cuerpo, vives la experiencia de ser fragil ante un mundo incomprensivo, pero atrapas la libertad de sentir tu piel firme ante la eternidad.

    Bien moni. eres una artista en potencia… felicitaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s